Play List Carlos Ledermann

Con discos que hicieron historia, marcando las pautas del nuevo flamenco, Carlos Ledermann compartió su playlist con Llevaneras.cl

1. “FLAMENCO PURO” de Sabicas. Me parece que es un disco de referencia y además atemporal pues si bien es el toque tradicional, el que Sabicas nos enseñó como nadie, es una clase magistral de música por algunos estilos que hoy ya nadie toca y también de técnica aplicada al mensaje. He escuchado pocos discos en que haya tanto poderío.

2. “SOLO QUIERO CAMINAR” de Paco de Lucía. Destaco este disco por todo lo que supone en términos de innovación, audacia, rompimiento de las reglas con arte y conocimiento y porque escribe el “nuevo reglamento” del toque flamenco: aquí aparece lo que luego sería el memorable sexteto y debutan el cajón, que entró para quedarse y el bajo de Benavent, que hizo escuela. Y está el fandango más hermoso que he escuchado en mi vida.

3. “LA LEYENDA DEL TIEMPO” de Camarón. Otro disco que hace trizas la tradición, sin despreciarla. Entre Ricardo Pachón, Kiko Veneno, Raimundo Amador, Manuel Molina y muchos otros armaron un repertorio que nunca dejó de sonar flamenco pero aportó un idioma que de una u otra manera fue un golpe de timón del que mucha gente no se dio cuenta, pero creo que el flamenco no sería lo que es hoy si este disco no se hubiera grabado.

4. “TAUROMAGIA” de Manolo Sanlúcar. No sé si se puede hacer un disco más perfecto que éste tanto en lo musical como en lo técnico. Una obra conceptual magníficamente desarrollada que refleja la gran afición que Manolo siempre ha tenido por el mundo de los toros. Un disco redondo, ejemplar, sin baches y con unos artistas que son un lujo asiático.

5. “SIRIMUSA” de José Manuel León. Aquí está el flamenco del siglo XXI, no cabe duda. José Manuel León es un músico de una creatividad que a veces lo desborda a él mismo, que gusta del riesgo y de la búsqueda permanente de nuevas formas de decir lo que llevamos diciendo desde que esto existe y con una imaginación sin límites.Todo esto complementado con una técnica descomunal, pero atención a esto : su técnica nunca va por delante de la música. Y eso, solo se puede llamar ARTE.

468 ad